Siguen sin pedir perdón, pero están en la calle

En respuesta a un comentario de Rosa Díez en Facebook, acerca de la siguiente noticia publicada en El Mundo: 

http://www.elmundo.es/pais-vasco/2014/01/04/52c7fba422601dff088b456f.html

Mi comentario:

Es que España hace tiempo que no es un país democrático. Que tengamos la posibilidad de votar cada cuatro años no hace de España una democracia. Para ello hace falta cumplir unos cuantos requisitos básicos, entre otros: 
a) Independencia del poder judicial. Para poder procesar como es debido a la innumerable cantidad de chorizos que ocupan cargos públicos.
b) Listas abiertas en los partidos, para que no sean lo que son ahora, organismos dictatoriales en los que el que se mueve no sale en la foto (como dijo hace tiempo uno de los arquitectos de la presente dictadura parlamentaria). Los diputados deben representar a sus electores cuando se sientan en el parlamento, no al jefe del partido. Así el jefe del partido tiene que trabajar duro para ganarse la confianza de sus bases, y no limitarse a dar órdenes como si fuera un general y esperar que se sigan ciegamente.
c) Prensa independiente. Tenemos mucho “Pravda” entre la prensa española, y no es que se note una ligera tendencia hacia una ideología política u otra, en algunos casos la prensa actúa como una verdadera plataforma de promoción ideológica.
d) Hacer cumplir la ley. Estoy casi seguro de que España es el único país supuestamente democrático que ha soltado a docenas de asesinos por motivos políticos, de la forma que lo ha hecho (usando como excusa ese tribunal de Estrasburgo). Los de los ERE campan a sus anchas, la princesa aún no está procesada, los nacionalistas catalanes incumplen sentencias del supremo y ahí siguen. En España se incumple la constitución cada día que un niño no puede ser escolarizado en Español y cada vez que se multa a un comerciante por rotular solamente en Español. Los asesinos etarras se pueden reunir para reírse de las víctimas y de todos los españoles y no pasa nada, nada! Una democracia no puede existir si las leyes no se cumplen.
Querida Rosa, queda mucho por hacer para convertir España en una democracia de verdad.

Advertisements